La salud conductual se refiere a su bienestar mental, social y emocional. Es la manera en que piensa, se siente y actua al enfrentarse a las diferentes situaciones de la vida. Los problemas de salud mental y los trastornos ocasionados por el consumo de sustancias, ambos concernientes a la salud conductual, afectan mínimo a una de cada cuatro personas. Incluso nuestra salud física se ve afectada por la salud conductual. Por ejemplo, un alto nivel de estrés puede ocasionar fatiga, pérdida o aumento de peso, o problemas para concentrarse, lo cual a su vez podría resultar en que la persona se sienta abrumada, ansiosa o deprimida.

Todos nos hemos enfrentado a algún problema de salud conductual o sabemos de alguien afectado. Tanto usted como sus proveedores de servicios de salud deben preocuparse por todos los aspectos de su salud. Lo bueno es que nuestros programas de tratamiento global e integrado sí funcionan, de manera que usted y sus seres queridos pueden recuperarse y experimentar un cambio positivo.